sábado, 7 de abril de 2018

Días lluviosos






Hay días que amanecen tristes y grises.
Sin embargo si te detienes unos instantes.
Los árboles siguen meciéndose al viento.
Los Pajarillos siguen cantando.
El río sigue sin desviar su curso.
Las flores siguen luciendo sus colores.
Y el sol aunque escondido, sigue en lo alto.
Olvidamos lo que la lluvia significa.
Olvidamos que igual que las plantas necesitamos limpiarnos.
Olvidamos que igual que los pájaros necesitamos seguir cantando.
Olvidamos que igual que las flores debemos seguir luciendo.
Y olvidamos al igual que El arroyo, a veces detenernos y observar nuestro curso.
Donde la mayoría de nosotros vemos un día triste gris la mayoría de la creación ve un día de renovación.
Acupuntora, MTC, hipnosis, Dietética y Nutrición.

jueves, 29 de marzo de 2018

Mis pequeños de 4 patas


La imagen puede contener: perro Pero luego hay gente... que vale su peso en oro, que también te hace llorar, solo que esta vez lloras de emoción; gente que te llama sin conocerte y te dice:
-Llevo 3 horas buscando y nada ¿como estas, sabes algo?
-Te envío luz.
-Ánimo
ETC
Esa gente merece todo mi agradecimiento 
y gracias por tanto amor desmerecido (yo) y por tanto por nuestros Peluditos de 4 patas que si se merecen este amor y que por desgracia muchas veces no lo ven.
La imagen puede contener: cielo, exterior y naturalezaOs cuento, alguien se llevó a mis peques de 4 patas, alguien que no le importaba hacerles daño y a quien poco les importó su sufrimiento, Bella mi hermosa labradora ha fallecido y mi pequeño grandullón Cupido sigue sin aparecer.
Os imagináis cómo estamos.
Pues hay gente tan heavy que aún juzga a las personas que pasan por esto.
-Los habrá soltado...
-Seguro que no...
Pues, no sé, en el hipotético caso que esto fuere cierto, solo párate y piensa lo mal que se pueden sentir como para encima meter el dedo en la llaga. Y si es falso, 
imagínate el dolor añadido que produce esto.
Gracias: Lara, Vanesa, Vicen, Emi, Rosa, Pilar, etc y todas las personas que han ayudado y siguen ayudando a nuestros peques perdidos y asustados.
Este no es un texto de ningún escritor famoso ni nada parecido, este es un texto solo de agradecimiento a muchas personas cargadas de amor (que hay más de las que pensamos) y un texto de perdón (mejor dicho de auto perdón) hacia mis propios pensamientos dirigidos hacia las primeras personas, me perdono por sentirme enfadada y rabiosa y les doy las gracias, pues por ello valoro mucho más los actos desinteresados de las demás.
Y como dice una buena amiga:
-No pasa nada si estás triste, rabiosa o enfadada, solo obsérvalo y entrégalo al espíritu.
Así pues:
-Quiero ver esto de otra manera.
Gracias, perdón, te amo, lo siento.
Acupuntora, MTC, hipnosis, Dietética y Nutrición.

sábado, 17 de marzo de 2018

Miro al cielo


La imagen puede contener: nubes, cielo, árbol, exterior y naturaleza
Cuando alzo mis ojos al cielo no puedo evitar dejar volar la imaginación.
Imagino a los guardianes de la luz, en el cielo, sentados, observándonos atónitos por la falta de bondad y por las barbaries a las que sometemos al planeta; los imagino escribiendo mensajes en las nubes a la espera que en algún bendito instante levantemos los ojos al cielo y descubramos lo que intentan decirnos.
Los imagino majestuosos, gigantes, alados, llenos de amor y a la vez llenos de estupor e impotencia por su premisa de no interferir ante la demencia humana.
Los imagino utilizando el cielo como un lienzo y las nubes como lápices; los veo impotentes esperando que alcemos los ojos y descifremos sus escritos; presiento al viento, lo presiento juguetón y caprichoso y disfrutando sacando de quicio.
Y me veo a mí, intentando descifrar sus mensajes. Me veo y me siento rodeada de amor, el amor del Universo y de sus guardianes, un amor que nos envuelve y que no atino el motivo por el decidimos dejar de sentirlo.
Acupuntora, MTC, hipnosis, Dietética y Nutrición.



martes, 13 de marzo de 2018

El otro Egipto

Imagen relacionada
¡Madre mía, que susto! Mi primer avión, mi primer viaje y el lugar de mis sueños.
Al bajar del avión el sofocante calor nos deja sin respiración ¡y eso que son las 10 de la noche!
Cuando nos comunican que nos levantaremos a las 3,30 de la mañana nos reímos todos, pensando en vano que es una broma.
A las 4 se reúnen múltiples autobuses en una explanada y el ejército.
¡No me lo puedo creer, estoy perpleja! Vamos escoltados a través del desierto con tanquetas y con militares armados hasta los dientes. Hasta ese momento no he dilucidado la inseguridad de este lugar mágico.
Cada vez que me detengo mirando algo, un nativo se detiene con cara simpática y se ofrece a hacerme una foto o hacerse una foto conmigo, ¡eso sí, al módico precio de un euro! Por todas partes te paran sin ningún pudor y te piden un euro, por lo que sea, por mirar, por hacer una foto, por saludarte, por darte un trozo de papel de wc… es demencial.
La magia se pierde ante la insensatez de la penuria.
A nadie parecen importarle lo que les recuerda cuán grande y poderosos fueron; por un euro puedes subirte encima de una estatua, fotografiarte ante las fastuosas pinturas que han perdurado siglos y que en pocas décadas serán arrancadas, estropeadas, perdidas.
La malicia e impotencia se apoderan de mí.
Yo admiro con pasión las obras y construcciones, todo el saber de las antiguas civilizaciones y la rabia se apodera de mi cuando veo que muchos turistas son sacrílegos y gozan destrozando de forma impune, por un mísero euro ¡por un mísero euro son capaces de perder un valor incalculable!
No sé qué haría yo en su lugar, no quiero juzgar a las personas; solo juzgo a los gobiernos. Gobiernos que permiten este escarnio, robo y manipulación sobre lo que les hace famosos y les da de comer.
Siento que la magia de Egipto se ha perdido con sus gobernantes, siento que el poder de los faraones, es ahora el hambre de sus habitantes.
Egipto penetró en mis poros, pero no como yo creía.
Acupuntora, MTC, hipnosis, Dietética y Nutrición.

lunes, 12 de marzo de 2018

Soy un tremendo lío

La imagen puede contener: nubes, cielo, exterior y naturaleza
Océano de nubes
La imagen puede contener: montaña, cielo, nubes, exterior y naturaleza
Nubes en forma de aves besándose
La imagen puede contener: dibujo




No se vosotr@s, pero yo soy un lió total y la verdad es que me encanta ser así, para mí no es un hándicap, al contrario.
Hay días soleados por dentro y por fuera: esos son maravillosos, para mi ego, se siente pletórico y fuerte.
Hay días grises y tristes donde no solo llora el cielo, también llora mi corazón y ese día también es maravilloso, en ese mi ego se reafirma y se reboza un poco en el lodo del sufrimiento.
Aunque hay días que pueden amanecer grises, lluviosos, ventosos, soleados... en esos días mi corazón sonríe, igual da si llueve o luce el sol, en esos días yo veo meres penetrantes y profundos en el cielo, aves besándose que son una simple nube, veo fluir colores, amor, paz...
En esos días me pierdo de vista, me diluyo en el todo, soy parte de todo y todo es parte de mi.
En esos días o instantes todo fluye, todo es perfecto y estoy segura que así es como debe de ser. Siguen pasando cosas "buenas" y cosas "malas", pero en esos instantes es cuando me doy cuenta que son meras calificaciones, que son parte de mi aprendizaje, mi película personal y que en realidad solo son un espejismo que me esconde del amor.
¿Ves como soy un lío?
¿Ves como me encanta?
No es que me guste sufrir jejej, no es que viva en eterno zen, no es que quiera a mi ego, es solo que tampoco lo condeno, solo lo acepto e intento prestarle menos atención (o al menos eso creo).
¡Vamos, que soy un lió! pero me encanta.
Cada día planeo menos, cada día pienso menos en el que dirán, cada día me preocupa menos el supuesto orden y cada día intento olvidar a mi yo mayúsculo para encontrar a mi yo unido e indivisible.
Soy un lío tremendo, pero un lío en busca de amor  ❤

Acupuntora, MTC, hipnosis, Dietética y Nutrición.




miércoles, 7 de marzo de 2018

Nuestros hijos


La imagen puede contener: árbol, planta, exterior y agua¡Menos mal que los árboles tienen a los humanos para que les digan por donde ir!
Nos encanta dirigir: en este caso, sus ramas para que sean más productivos, para que ocupen menos espacio, para que crezcan hacia donde nosotros les dictamos...
Pero en realidad aunque parece que hablo de ramas y árboles, no es cierto; hablo de personas.
Nos encanta dirigir y mandar.
-"Por supuesto que lo hago por su bien ¿qué progenitor desea mal para su descendencia?"
-"Es lo correcto".
-Sino, no llegarás a nada en esta vida".
Etc.
¿Te suenan esta y otras frases similares?
En realidad sin darnos cuenta, muchas veces dirigimos las "ramas tiernas" de "nuestros árboles" hacia donde pensamos nosotr@s que es mejor, desde el amor y el cariño, pero en realidad es un amor y cariño cegado por imposiciones, cargas, educaciones...
¿Y si en vez de doblegar ramas, nos ocupásemos en observar?
¿Y si en vez de insistir, nos enfrascáramos escuchando?
¿Y si en vez de creernos "omnipotentes" nos dedicáramos a confiar?
Es una gran tarea, tenemos en nuestras manos "tiernas ramas" que se convertirán en "árboles", podemos dejarles espacio y confianza o dirigirles y hacerles a nuestra semejanza o a la semejanza de lo que nosotr@s creemos mejor, sin embargo al hacerlos tal vez les arrebatamos la felicidad.
En realidad ya sabes que no te estoy hablando de árboles ¿verdad? Estoy hablando de tu hij@, del mío, del de ellos...
Acupuntora, MTC, hipnosis, Dietética y Nutrición.


martes, 6 de marzo de 2018

La vida siempre gana


La imagen puede contener: planta, flor, cielo, naturaleza y exterior
La imagen puede contener: planta, flor, naturaleza y exterior



















Hay quien opina y avala con grandes estudios científicos que la vida es fruto de una casualidad.
Yo opino lo contrario, la vida es fruto de la infalibilidad, la vida se abre camino a golpes, a gritos, codazos...
La vida surge incluso cuando intentan aniquilarla.
Aunque la pisotees, extermines e intentes erradicarla, ella se abrirá paso, al principio tímidamente y al final explosionará en toda su esplendor, arrebatando el terreno inerte a la muerte.
La vida es la gran vencedora en esta batalla, batalla que tradicionalmente damos por sentado que gana la muerte, pues en nuestras propias palabras "la muerte es lo único seguro que tenemos".
Sin embargo no es cierto; fuimos arrancados de los brazos de la muerte; desraizados de ese sueño de impass; para disfrutar la belleza de la vida, para aprender a estar vivos, para tocar, besar, abrazar, reír, llorar, gritar, saborear...
Nuestra asignatura es la vida; podemos pasarla holgazaneando sin pena ni gloria o podemos instruirnos en ella, saboreando cada instante de felicidad, aprendiendo de cada herida, empollando cada caricia, practicando cada beso, penetrando en cada dolor.
Decidamos vivirla o alienarla volveremos a la muerte con el certificado que acredita que pasamos por ella.
Acupuntora, MTC, hipnosis, Dietética y Nutrición.


Días lluviosos

Hay días que amanecen tristes y grises. Sin embargo si te detienes unos instantes. Los árboles siguen meciéndose al vient...